Vías ferratas en Andalucía, las 10 mejores

Si lo que estás buscando es alguna aventura para efectuar en Andalucía, mi artículo de hoy te propone recorrer diez de la mejores Vías Ferratas de Andalucía, toda una propuesta llena de lugares únicos y con una marcada dosis de adrenalina.

Algo que no me puede negar nadie es que, últimamente, las actividades de turismo activo han aumentado significativamente, si bien Andalucía era bastante ignota en ese sentido.

A dios gracias , desde hace ya un tiempo, Andalucía se mostró como un destino con un gran número de espacios naturales donde realizar turismo activo y de manera especial, con la oferta de numerosas Vías Ferratas a lo largo de su extenso territorio.

Málaga, Córdoba, Jaén y Granada, destacan como los sitios más frecuentados (así sea por parejas, familias, despedidas de solteros, etc ) y con mucho más variedad para realizar tanto Vías Ferratas como otras ocupaciones de turismo activo como barranquismo, senderismo, bici de montaña, alpinismo, esquí, piragüismo y muchas más cosas. Aparte de sugerirte enormes dosis de cultura entre otras cosas.

Pero vamos con mi Top 10 de Vías Ferratas en Andalucí ¡Asegura tu línea de vida que comenzamos!

1.- Vía Ferrata en el Chorro, en la provincia de Málaga.

Haz clic para ampliar

A esta vía ferrata también se la conoce como la del Caminito del Rey, por su cercanía al sendero del Caminito del Rey, de ahí su nombre. Se trata de una vía que recorre las zonas más relevantes del Chorro, con unas vistas pasmosas del embalse de las Encantadas. Si te decides a realizar esta vía ferrata en Málaga, sus puentes tibetanos, como su puente de mono y, importante, su tirolina de más de unos 30 metros con una sensación de altura importante, no te van a dejar indiferente. Imprescindible haber efectuado antes vías ferratas de nivel iniciación.

2.- Vía Ferrata Castillo del Águila, también en la provincia de Málaga.

También llamada Vía Ferrata de Gaucín, por la localidad donde se ubica. Tiene una ubicación privilegiada en el Valle del Genal, en lo que podemos denominar un balcón natural con vistas a todo el campo de Gibraltar y, en días despegados y limpios, ver incluso Marruecos.

El acceso y comienzo de esta vía ferrata exige de experiencia en este género de vías pero, si eres apto para sobrepasar este primer escollo, está vía te ofrece un recorrido con dos puentes colgantes (uno de mono y otro Tibetano) y una tirolina que te dejará suspendido a unos 30 metros o 40 metros del suelo, lo que convierte a esta ferrata en una joya para los amantes de las sensaciones fuertes.

blank
Créditos imagen: Diputación de Málaga

3.- Vía Ferrata JOHN HOGBIN, en la provincia de Granada

La JOHN HOGBIN es la última vía ferrata que se levanta en la provincia de Granada.

Su ubicación en la localidad granadina de Zafarraya hace que también sea denominada como vía Ferrata de Zafarraya. Se trata de una ferrata que cuenta con una escalera a 45 grados, múltiples tirolinas, puentes colgantes, pasos con cadena, travesías verticales y horizontales que, de buen seguro, hará disfrutar de esta vía Ferrata en la provincia de Granada, a cualquiera que se proponga recorrerla.

4.- Vía Ferrata Los Vados, en la provincia de Granada.

Ubicada en el término municipal de Motril, conforme vayas ascendiendo peldaño a peldaño por esta ferrata, podrás tener la visión de la unión del cielo, el mar y la tierra. Al no disponer de línea de vida, en esta vía ferrata andaluza hay que ir encordados.

Sus 250 m. de desnivel y 400 m. de longitud, es todo un plan aventurero por la pared más alta del Azud de Vélez.

5.- Vía Ferrata del Tajo de Ronda, en la provincia de Málaga.

¿Quién no conoce o ha visto alguna vez el Tajo de Ronda? Seguro que al menos en fotos lo has podido contemplar. Pues si fuera poco visitarlo y ver sus impresionantes vistas privilegiadas, también alberga una vía ferrata ideal para aquellos que comienzan, de desarrollo muy fácil pero una con un importante componente de emoción. La del Tajo de Ronda es una ferrata que se construyó y utilizó para uso de los obreros de la compañía eléctrica Sevillana que en los años 20 para usaron para sostener los tajos con muros de mampostería, con los que protegieron los Molinos y las acequias de agua de la zona.

En el Tajo de Ronda hay una segunda vía ferrata, eso sí, de mayor de dificultad, ideal para los que requieren una aventura un poco más arriesgada y cargada de adrenalina.

Vía Ferrata Tajo de Ronda
Crédito imagen: Diputación de Málaga

6.- Vía Ferrata Castillo de Locubín, en la provincia de Jaén.

La provincia de Jaén acoge esta vía ferrata, concretamente en la localidad de Castillo de Locubín. A pocos metros del nacimiento del río San Juan podemos encontrar un área recreativa que nos deja prepararnos y refrescarnos tanto al empezar como al terminar la escalada y desarrollo de esta ferrata jiennense.

La ejecución de esta vía ferrata es sencilla , una mezcla de terrenos tendidos y zonas verticales, con puente tibetano de unos 30 metros, también un puente mono cruzando un pequeño barranco y todo ello hasta alcanzar los 125 metros de desnivel.

7.- Vía Ferrata en Zuheros, en la provincia de Córdoba.

La actividad en esta vía ferrata cordobesa pone los pelos de punta al no poder absorber en tan poco tiempo un paseo tan dinámico, progresando con técnicas y deportes alternos, a la par que observas toda una gran diversidad de especies vegetales y animales. Prepara tus pupilas, tes espera un paisaje incansable ante los ojos.

8.- Vía Ferrata Montejaque, de nuevo en la provincia de Málaga.

En la Serranía de Ronda, la reina indiscutible de las ferratas, es la de Montejaque. Con tirolina de 70 metros y a una altura de prácticamente 90 metros del suelo, esta vía ferrata se constituye en todo referente dentro de las ferratas de la Serranía. Y no hay que olvidar que a lo anterior hay que sumar, además, sus 2 tramos diferentes de ferratas y ciertos con pasos desplomados a mucha altura, lo que convierte a esta vía ferrata en no apta para cualquiera, por lo que la recomiendo para aquellos que tengan ya cierta experiencia anterior.

Vía Ferrata Montejaque
Crédito imagen: Diputación de Málaga

9.- Vía Ferrata Benalauría, provincia de Málaga.

Sin temor a equivocarme, puedo calificarte a la ferrata de Benalauria como una de las más entretenida de todo este listado o Top 10 de vías ferratas andaluzas. A lo anterior hay que unirle su enclave en un entorno espectacular, un cañón en el que, en su parte mas alta, podemos encontrar lo más destacado de la ferrata, dos puentes de monos a una altura considerable del suelo y donde vamos a poder ver al terminar el Estrecho de Gibraltar y el continente africano.

Vía Ferrata Benalauría
Crédito imagen: Diputación de Málaga

10.- Vía Ferrata Cueva Horá, en la provincia de Granada.

La estructura de esta ferrata la forman cuatro tramos bien diferenciados. Para poder pasar de tramo a tramo les tendremos que educar las técnicas básicas de rapel, con lo que , los participantes van a tener un atractivo extra aprendiendo a rapelar de manera autónoma.

La ferrata Cueva de Horá se desarrolla en una tramo de unos 200 metros de longitud, sobre todo con tramos verticales en la mayoría de su recorrido.

Hasta aquí mi repaso a este top 10 de vías ferratas andaluzas, el orden, como siempre digo, es lo de menos, cada una tiene sus atractivos y características que la hacen única y diferente a las demás, por ello cualquiera es recomendable para pasar un fin de semana de aventura en Andalucía. ¿Ya has hecho alguna? Pues tienes los comentarios para contarnos tu experiencia, ofrecer algún consejo o incluso recomendar otras vías ferratas que visitar y disfrutar.

Comentarios

mood_bad
  • Ningún comentario aún.
  • Añadir comentario