Bornos, un tesoro monumental en Cádiz

Puede que los primeros habitantes de este enclave singular dentro de la Sierra de Cádiz, habitarán estas tierras en el Paleolítico Inferior o Medio, aunque la riqueza de los hallazgos arqueológicos encontrados en Bornos, invitan a pensar que ya, en el Neolítico, el hombre ya hubiera hecho acto de presencia en este lugar.

Bornos ha sido siempre un lugar privilegiado por sus excelentes recursos, abundante agua y tierras de labor,  por lo que romanos y árabes no dudaron en asentarse en estas tierras. Primero, en época romana, con la creación de Carissa Aurelia, a unos 3 Km al Oeste de Bornos, que según Plinio ,dentro del sistema administrativo romano, llegó a tener la categoría de Municipio.

Posteriormente, con la llegada de los árabes a la península, Carissa Aurelia pierde esplendor y, la población, comenzaría a asentarse en torno a una torre fortificada que sería más tarde el Castillo de Bornos.

Bornos, ciudad monumental

Bornos Monumental

Pero la verdadera evolución señorial de Bornos arranca en 1258 con la donación que hace Alfonso X “el Sabio” a Per del Castel por los servicios prestados a la Corona. A partir de aquí, diferentes estatus acompañan a la villa, hasta que en 1398 Bornos, su castillo y su término, son vendidos por 3.000 doblas, al Adelantado Mayor de Andalucía D. Per Afán de Ribera I, lo que explica que el Escudo de la Villa coincida plenamente con el de la familia Ribera.

Hoy en día, Bornos es una ciudad monumental, posiblemente gracias a que la podemos considerar la auténtica cuna de los Ribera y de los Adelantados Mayores de Andalucía. El legado que los Ribera dejaron en esta población es impresionante y es el paseo que te proponemos realizar por este Pueblo Blanco de la Sierra de Cádiz.

Paseo monumental por la localidad de Bornos

Antes de nada, nuestra primera recomendación es que, para venir a Bornos, hay que hacerlo sin prisas. Una vez descubras la localidad, siempre te parecerá poco el tiempo que estarás en ella, y es que este pequeño pueblo blanco atesora lugares y monumentos que pocos viajeros conocen. Así que ponte ropa y calzado cómodo, busca un buen lugar para alojarte, que comenzamos nuestro paseo por los tesoros escondidos de Bornos.

Castillo-Palacio de Los Ribera

Como decía en la introducción, la presencia árabe en la ciudad supuso la construcción de una fortificación, abandonando el anterior asentamiento de origen romano,  por un nuevo lugar, donde debido a la abundante cantidad de nacimientos de agua, paso a llamarse Castillo de Fontanar. De esta época, cabe mencionar que se conservan pocos restos, sólo algunos lienzos de muralla y la Torre del Homenaje.

Con la reconquista, el castillo fue restaurado y transformado en palacio de estilo plateresco en el S.XVI. Desde entonces, una gran puerta nos da acceso a un amplio patio, rodeado de un llamativo claustro con arcos peraltados, sobre los cuales se levanta una gran galería superior con arcadas de igual clase y balaustrada ojival. El centro de este gran patio lo ocupa una fuente de mármol, como no, adornada con el escudo de Los Ribera.

Otro de los elementos destacables de este edificio monumental, son las interesantes gárgolas que aparecen en el primer cuerpo y la portada decorada al estilo gótico tardío, adornada con un friso alrededor compuesto de toscos leones, animales míticos y hojas acaecidas de la galería norte superior. Sobre el dintel,  encontramos una faja adornada con círculos y lóbulos labrados y dos pajes arrodillados sobre sendas repisas que sostienen una enorme corona ducal.

Castillo Palacio De Los Ribera en Bornos

Junto a este puedes encontrar y pasear por unos bellos jardines renacentistas, declarados como Jardín Histórico de Interés Cultural. Se trata de una parque ajardinado inspirado en otro existente en el Vaticano, el de Belvedere de Bramante, diseñado por el jardinero italiano Salvador Sepadano. Albercas, grutescos y fuentes decoran estos jardines, junto con una muy variada tipología de plantas y flores, como el mirto o la mejorana, el boj, el ciprés y el naranjo.

Pero en tu visita a estos jardines te darás cuenta que el elemento más destacado es el agua, posiblemente el elemento más decorativo del recinto. Gran parte de los elementos decorativos relacionados con el aguan no se conservan a día de hoy, si bien, se conserva aún la alberca del Jardín Secreto de este Palacio Ducal de los Ribera, en la que, según cuenta la leyenda,  la Señora del Castillo usaba para su higiene personal.

El Castillo-Palacio fue propiedad de la Casa de Medinaceli, hasta que en 1.949 fue comprado por al Ayuntamiento.

Convento del Corpus Christi

El Convento del Corpus Christi en Bornos es uno de los monumentos más importantes de la localidad. Se trata de una construcción de dimensiones considerables que finalmente se destinó para convento de monjas, cosa que se autorizó en 1593 por el Papa Clemente VII.

Y decimos que finalmente se destinó a convento porque la idea de Don Per Afán de Ribera, primer Duque de Alcalá, era construir en Bornos una casa-hospital o colegio. Durante su construcción y tras haber fallecido el Duque,  vino a verla Don Juan de Ribera, a quién correspondió la ejecución de esta parte del testamento, y le pareció demasiado grande, con viviendas altas y muchas subidas de escalera, concluyendo que era una construcción demasiado para albergar ancianos y paralizó las obras. Aún así, y para cumplir con el testamento del señor Duque, ordenó ubicar y construir el colegio en otro lugar, más y recogido para casa-hospital. Así que esta majestuosa construcción pasó, como dijimos anteriormente, a ser un convento de monjas.

La estructura del edifico, consta de dos plantas, un patio porticado con arcos de medio punto en su planta baja. Todo el edificio está construido en piedra y ladrillo. Posee, además, una hermosa escalera con barandilla de piedra labrada. Como objetos valiosos se encuentran en él, en la Biblioteca, antes Sacristía, dos lapidas empotradas en la pared, pertenecientes a D. Fadrique Enríquez de Ribera y su esposa Dª. Leonor Ponce de León, fundadores del monasterio de Ntra. Sra. del Rosario, donde fueron enterrados, sus restos y correspondientes lápidas fueron trasladados al convento del Corpus Christi en 1.862.

El horario visitas de ese singular edificio monumental es de lunes a viernes de 8:00 a 14:00 horas.

Iglesia parroquial de Santo Domingo de Guzmán

Iglesia Parroquial Santo Domingo de GuzmánHablar de la Iglesia de Santo Domingo de Guzmán es hablar del monumento religioso más importante de Bornos. Su construcción pertenece a dos órdenes arquitectónicos: el primitivo ojival, y otro barroco. Aunque se ignora la fecha de su construcción, se supone que fue edificada a finales del siglo XV o primeros del XVI.

Se trata de una construcción de planta rectangular con crucero y tres naves. De fachada simple, dividida en dos por un frontón. Su cuerpo inferior carece de ornamentación; sólo el vano de la puerta rompe esta sencilla monotonía. El cuerpo superior, triangular, neoclásico, adornado con cuatro columnas adosadas, sobre las que se apoya un frontón pequeño triangular, en cuyo tímpano existe un azulejo del titular de la misma, Santo Domingo de Guzmán. Adosada a la fachada, se encuentra la torre del campanario, de 31 metros de altura, construida en 1.792.

No debes perderte en tu visita, observar la pieza más valiosa de esta iglesia, arqueológicamente hablando, que es la piedra o ara que se haya en su fachada, empotrada a la derecha de la puerta principal, según Rodrigo Caro ,

“le falta algo del principio, y todo lo que se puede leer allí dice cómo allí estaban las reliquias de los santos mártires Sto. Tomé, San Dionisio, San Cosme y San Daniel, Sta. Afra, San Sebastián, San Sabas”.

En la capilla del Sagrario se encuentra la imagen de la patrona de la localidad, Nstra. Sra. del Rosario, una imagen de gran belleza y palidez.

Este monumento religioso puedes visitarlo de lunes a viernes de 10:00 a 14:00 horas y de 18:00 a 21:00 horas, y en sábados y domingos en los horarios habituales de misa.

Colegio de la Sangre

Colegio de la Sangre

Como ya mencionamos antes, al hablaros del Convento del Corpus Christi, este colegio–hospital fue mandado construir por Don Juan de Ribera, como albacea del testamento de su padre, D. Per Afán de Ribera.

El edificio se terminó de construir en 1.597, constando de una sola planta, con un patio central, en torno al cual se distribuían las distintas dependencias. Junto al ala sur de este edificio, el colegio contaba con ricos huertos y jardines.

Este colegio se hizo para albergar a doce criados hidalgos, escuderos de la casa del señor duque y otros hombres buenos y limpios de sangre de su estado. En la actualidad ha sido reconstruido por el ayuntamiento y se destina a extensión del instituto de enseñanza secundaria “El Convento” y guardería infantil.

Puede visitarse de lunes a viernes de 8:00 a 14:00 horas.

Casa Ordóñez

Casa Ordóñez en BornosNo puedes venir a Bornos y no visitar la Casa Ordóñez,. Se encuentra situada en la calle Granada nº  26. y se cree que fue construida en la segunda mitad del siglo XVIII por la familia Ordóñez.

Hablamos de una edificación nobiliaria barroca, de dos plantas separadas por moldura en su fachada, que presenta un vano rectangular superpuesto de un balcón flanqueado por escudos. Tanto la portada como los escudos están labrados en piedra de color rosa jaspeado.

El interior se distribuye en torno a dos patios. Al primero se accede desde la puerta a través de un zaguán. Este patio está porticado por columnas que sostienen arcos de medio punto. El segundo patio, mas sencillo, se destina a labores caseras.

En la actualidad aloja diversas dependencias municipales, como la Biblioteca Municipal o el Centro Guadalinfo. Su interior solo se puede visitar en días laborables.

 

Estos cinco monumentos constituyen una ruta monumental de Bornos pero, la localidad aún nos guarda otro rosario de monumentos y lugares singulares que no podemos dejar de ver en nuestra visita de fin de semana o vacaciones a Bornos. En otro artículo seguiremos descubriendo los tesoros monumentales de este bello pueblo blanco, por ahora, ya tenéis 5 motivos para conocer Bornos, aunque existen muchos más.

ticketea

Por último, si quieres realizar esta ruta monumental por Bornos, te recomendamos la visita guiada que ofrece la Ofina de Turismo, que comprendería el Castillo – Palacio de los Ribera y sus jardines renacentistas, la Iglesia de Santo Domingo de Guzmán y el Convento del Corpus Christi. Una ruta de unas dos horas de duración, de realización fácil y adaptadas a todas las edades y a personas con discapacidad. Más información en la Oficina de Turismo.




Tal vez te pueda interesar también ver la Agenda de Eventos en Andalucía
Valora este artículo
[Total: 0 Puntuación Media: 0]

Comentarios

Añadir comentario

mood_bad
  • Ningún comentario aún.
  • chat
    Añadir comentario
    keyboard_arrow_up

    Centro de preferencias de privacidad

      Publicidad

      Muestran publicidad en función de su navegación, su país de procedencia, idioma, etc.

      Double-click