Turismo Ornitológico: Parque Natural de los Alcornocales

El turismo ornitológico, también llamado orniturismo, o para que todo el mundo lo entienda, el turismo de observación de aves o aviturismo, tiene un destino especial en la provincia de Cádiz, el Parque Natural de los Alcornocales.

CHAFFINCH
Foto por @btbuonvino

El Parque Natural de los Alcornocales es una selva mediterránea donde predomina el Alcornoque, un árbol icónico en el bosque mediterráneo. Hablar de Los Alcornocales es hablar del mayor y mejor conservado bosque de alcornoques de toda Europa. Sin duda, la explotación tradicional y sostenible de este bosque, lo convierte en un bosque con un ambiente de sorprendente belleza y biodiversidad. Posee suelos ricos y abundantes arroyos sombreados que se suman a su belleza.

Aves en Los Alcornocales, turismo ornitológico.

Durante la migración otoñal, siempre que el viento de levante produce grandes vendavales hacia el este en el Estrecho, cientos de águilas culebreras, buitres leonados y alimoches interrumpen su viaje y buscan refugio en las laderas inclinadas de este bosque mediterraneo, reuniéndose en grandes agrupaciones que no se encuentran en ningún otro lugar de Europa.

Además, gracias a un reciente y exitoso proyecto de re introducción, las Águilas Imperiales y las Águilas Pescadoras se están reproduciendo de nuevo en el Parque Natural de Los Alcornocales y su presencia se ve incrementada por la presencia de sus homólogos en la migración.

El Mosquitero Común, el Papialbo (Phylloscopus bonelli), el Reyezuelo Listado (Regulus ignicapilla), el Herrerillo Capuchino (Lophophanes cristatus), el Mirlo Acuático (Cinclus cinclus),  el Martín Pescador (Alcedo athis),  la Curruca cabecinegra(Sylvia melanocephala) o el Pinzón vulgar (Fringilla coelebs) son aves que están presentes en éste esplendoroso bosque y que lo convierten en un destino ideal para el turismo ortitológico.

Pero no solo para los que les guste la ornitología este Parque Natural andaluz es un destino turístico preferente, este bosque mediterráneo en Cádiz también ofrece otros muchos encantos naturales para los viajeros que buscan naturaleza y vida en sus viajes. Los ríos y arroyos vírgenes dentro de Los Alcornocales están repletos de vida, y son el habitat natural ideal para diferentes especies de libélulas. Algunas especies de libélulas que habitan este parque son auténticas reliquias que han sobrevivido a las glaciaciones, como la Macromia splendens y la Oxygastra curtisii.

Foto por @gailhampshire

Su exuberante vegetación se me antoja otro atractivo más que complementará al viajero en su avistamiento de aves y fauna en Los Alcornocales. Te encontraras muchas veces oculto en estrechos valles de arroyos o canutos, con una exuberante vegetación típica de las regiones tropicales y subtropicales de la Macaronesia. Helechos epifitos, musgos y rododendros de colores, lo que supone una sorpresa, ya que estamos en la parte más meridional de España.

Otras muchas, como el montañismo en el pico del Aljibe o el Picacho; la espeleología en el enclave Ramblazo-Motillas, o el descenso de cañones en La Garganta de Buitreras, completan una amplia oferta turística, atractiva y completa para los amantes de la naturaleza.

Y no deberías olvidarte de completar tu visita al paraíso de Los Alcornocales sin recorrer los pueblos que lo conforman: Ubrique, Jimena de la Frontera, Alcalá de los Gazules o Castellar de la Frontera son algunas de las posibilidades.

Valora este artículo
[Total: 0 Puntuación Media: 0]

Comentarios

mood_bad
  • Ningún comentario aún.
  • chat
    Añadir comentario